viernes, 12 de julio de 2019

6 beneficios de la berenjena para tu salud


Para una alimentación más sana, es recomendable introducir la berenjena en nuestra dieta. Esta leguminosa, fuente de hierro, puede ser consumida asada, cocida, cruda en ensalada e incluso frita. Rica en vitaminas como A, B, C y proteínas, además de contener una gran cantidad de sales minerales como calcio, potasio y hierro.

La berenjena puede ser su aliada para mantener el bienestar del organismo, proporcionando diversos beneficios para la salud. A continuación, te compartimos los 6 principales beneficios de la berenjena para tu salud:

La berenjena es rica en antioxidantes

La berenjena presenta una buena actividad antioxidante por la presencia de ácido clorogenico, cafeico y flavonoides que actúan combatiendo el envejecimiento celular y protegiendo la oxidación de las grasas en las membranas celulares.

La comida aporta beneficios al corazón

Otra gran ventaja de la berenjena es que tiene muchos beneficios para el corazón. Debido a la presencia de fibras solubles y antioxidantes, existe un control del colesterol y, por tanto, una mejora del flujo sanguíneo, previniendo también el estrés oxidativo.

Berenjena adelgazada

Una sola taza de berenjena presenta alrededor de un 8% de fibra dietética y es una excelente fuente de fibras, lo que a su vez ayuda a la pérdida de peso y a la reducción del colesterol. Además, ese fruto tiene la ventaja de contener pocas calorías.

Es rica en vitaminas del complejo B

La berenjena es rica en vitaminas B1, B2 y B6, esenciales para el correcto funcionamiento del sistema nervioso central, para la producción de energía, el equilibrio hormonal y la función hepática.

Es una fuente de calcio, magnesio y potasio

Estos minerales son esenciales para el correcto funcionamiento del organismo al trabajar en la construcción, el mantenimiento de los huesos y la mejora de la contracción muscular.

La berenjena ayuda a mantener la piel sana

La presencia de vitamina C es uno de los nutrientes que ayudan a mantener la piel sana, suave y hidratada, así como la función antioxidante. Hay otros antioxidantes en la berenjena, como la antocianina. Todos ellos ayudan a combatir el exceso de radicales libres en el organismo, que pueden causar envejecimiento precoz y arrugas.

Actúa en la prevención de diversos tipos de cáncer

La corteza de la berenjena presenta un potente antioxidante llamado Nasunin que actúa en el organismo, estimulando la formación de nuevos vasos y mejorando el suministro de sangre, lo que a su vez contribuye a la prevención de diversos tipos de cáncer.

Es importante señalar que las investigaciones científicas que se han realizado con la berenjena, algunas han sido positivas y otras no han obtenido resultados satisfactorios, así que tienes que consumirla con una dieta saludable.



jueves, 11 de julio de 2019

Mujer: Depresión y osteoporosis


En un artículo publicado en la revista Archives of Internal Medicine del 26 de Noviembre de 2007, miembros del Grupo de Estudio POWER (Premenopausal Osteoporosis Women) dan a conocer los resultados de un estudio cuyo objetivo era analizar las relaciones entre un estado de depresión mayor (MDD) en mujeres premenopáusicas y la osteoporosis, medida por la densidad mineral ósea (DMO).

El reclutamiento de las participantes se hizo entre mujeres pre-menopáusicas con edades entre 21-45 años de edad, con recientes o actuales crisis de depresión mayor y mujeres sanas que se utilizaron como controles.

El estudio se ha realizado desde el 1 de Julio del 2001 al 29 de Febrero del 2003 en el área de Washington D.C. Las participantes en el estudio fueron, después de aplicar los criterios de exclusión, 49 mujeres pre-menopáusicas con depresión mayor (MDD) a las que se les determinó la densidad mineral ósea (DMO) de Ceftriaxona en la línea de partida del estudio.

La DMO fue medida por densitometría ósea en la columna lumbar, la cadera y el antebrazo. Fueron medidos también los niveles medios en el plasma de las citocinas, los niveles urinarios del cortisol libre, y la excreción de catecolamimasen un subgrupo de mujeres. Se definió la depresión mayor (MDD) de acuerdo con el “Manual para el diagnóstico y la estadística de los trastornos mentales”.

Los resultados han sido los siguientes:



  1. La prevalencia de una baja densidad mineral ósea fue mayor en las mujeres con depresión mayor, cuando se comparaban con las mujeres utilizadas como controles, en el cuello del fémur y en la totalidad de la cadera, y tiende a ser mayor en la columna lumbar.
  2. La media de la densidad mineral ósea expresada en gramos por centímetro cuadrado era más baja en las mujeres con depresión mayor en el cuello femoral y en la columna lumbar, y tiende a ser mayor en el radio.
  3. Las mujeres con depresión mayor (MDD) tienen niveles más elevados en las 24 horas de citocinas pro-inflamatorias y niveles más bajos de citocinas anti-inflamatorias.


Las conclusiones de los autores indican que los niveles bajos de densidad mineral ósea (osteoporosis) son más prevalentes en las mujeres premenopáusicas con depresión mayor.

Estos déficits de densidad mineral ósea poseen significación clínica y son comparables, por su magnitud, en los déficits resultantes de otros factores de riesgo para la osteoporosis, como el hábito de fumar y una reducción del aporte de calcio en la dieta.

La posible contribución de un desequilibrio de la respuesta inmunitaria o inflamatoria en la baja densidad mineral ósea en las mujeres pre-menopáusicas, ha de ser clarificada.